Contacto  I  Enlaces  I  Bibliografía        

Santa Leocadia
En la comarca leonesa del Bierzo   
     Inicio > Anterior























HISTORIA



Primeros Pobladores
 El Monasterio
 La Fundación del Pueblo
El Siglo XX

 
A partir de principios de siglo XIII el monasterio pierde su concidición y pasa a denominarse Iglesia de Santa Leocadia Castañeda, siendo administrada por el Obispado de Astorga a través de los arcedianos de Ribas del Sil.

El 15 de agosto del año 1223 el obispo de Astorga nombra administrador al arcediano Nuño Fernández. Una de sus primeras decisiones fue hacer foro de una heredad que dicha iglesia tenía en Nivelán, a 24 pobladores y a cuantos quieran ir a morar allí con el fin de poblarla y  cultivarla, con la imposición de pagar ciertas cargas anuales y de ser vasallos de la iglesia de Santa Leocadia. Cuando Don Nuño Fernández es nombrado obispo de Astorga en el año 1226, su puesto de administrador o Tenente de la iglesia de Santa Leocadia es ocupado por el arcediano Pedro Fernández.

El 26 de junio de 1229 este don Pedro Fernández, con el consentimiento del cabildo, afora la iglesia de Santa Leocadia y muchas de sus posesiones a un sacerdote llamado Juan Peláez y a otros 14 hombres, antiguos siervos del monasterio, con la expresa mención de "romper y repoblar el monte de San Pedro", como así constaba en la Carta Foral que disolvía su anterior servidumbre. Serán estos colonos los que funden el pueblo de Santa Leocadia a alguna distancia del lugar que ocupaba el antiguo monasterio.


El 2 de noviembre del  año 1231, estando en la ciudad de Valladolid, el rey Fernando III  concede a la diócesis de Astorga todos cuantos derechos reales tenía en la iglesia de Santa Leocadia de Castañeda. En el año 1239 don Pedro Fernández,  es nombrado capellán de dicho monarca y en 1241 obispo de Astorga.


En el año 1581 el rey Felipe II aprovechando una bula dictada por el papa Gregorio XIII, la cuál permitía a la Corona disponer de los bienes de la iglesia con menos de 40.000 ducados de renta, segrega de la Iglesia de Santa Leocadia  los lugares y villas de  Librán, San Pedro Mallo, Matarrosa, el Barrio de Langre, Toreno y el propio pueblo de Santa Leocadia, a continuación procede a su venta junto con sus vasallos, jurisdicciones y rentas.


Estas posesiones a partir de entonces pasan de mano en mano hasta llegar a Don Álvaro Queipo de LLano, corregidor de la villa de Madrid y Caballero de la Orden de Santiago, a quien en el año 1657 le fue concedido por el rey Felipe IV el título de I Vizconde de Matarrosa, y posteriormente en 1659 el de I Conde de Toreno.

En el año de 1716 había registrados entre los vecinos de Santa Leocadia cinco hijosdalgos notorios. El hijosdalgo pertenecía al escalafón más bajo de la aristocracia, generalmente solía tratarse de un noble sin apenas bienes pero que estaba exento del pago de tributos.


En la actualidad no quedan restos del  monasterio, ya que sus ruinas fueron utilizadas por los antiguos colonos para la construcción  del pueblo de Santa Leocadia y del vecino San Pedro Mallo.


La Iglesia que hoy nos encontramos en el pueblo de Santa Leocadia es una construcción más reciente,  datada en el siglo XVII,  con la torre de la espadaña de finales del XVIII. En las paredes  exteriores del edificio se pueden apreciar varias inscripciones talladas en la piedra, concretamente encima de la ventana del lateral sur se puede leer:
"Esta obra se hizo siendo cura BRD. Miguel García de la Villeta. Año de 1688". En el frente, situada por debajo del campanario, una segunda inscripción dice: "Siendo Rey Carlos IV año de 1792 se hizo esta torre. Era Papa Pio VI. Laus Deo". Y por último, al pie de la Santa Bárbara que esculpida en piedra corona la espadaña, se puede apreciar la siguiente dedicatoria: "Jesús María Josep. Esta torre esta dedicada a Santa Bárbara Bendita que de raios la defienda i a toda la feligresía"

Escribe de Santa Leocadia Pascual Madoz en su "Diccionario Geográfico-Estadístico-Histórico de España y sus posesiones de Ultramar (1845-1850)" - "Lugar ... situado en un suave declive cerca de la orilla izquierda del Sil: con clima bastante sano. Tiene iglesia parroquial matriz de Villamartín, Matarrosa y Peñadrada, dedicacada a Santa Leocadia, y servida por un cura de ingreso y libre provisión. El terreno es ... de regadío en en su mayor parte. Produce cereales legumbres, lino y pastos; cría ganado, caza y pesca." - En la misma obra, Pascual Madoz también hace referencia a la inicial formación de Matarrosa como barrio de Santa Leocadia.

Iglesia de Santa Leocadia
Campanario de la iglesia de Santa Leocadia.







 

















SANTA LEOCADIA 2011  ©